Iglesiaehistoria.com
Papas Santos de la Iglesia

No somos seres humanos con una experiencia espiritual,

somos seres espirituales con una experiencia humana.

 

Pierre Teilhard de Chardin

SAN  FELIX  I  PAPA DE: 269-274

 

Félix  fue originario de Roma e hijo de Constancio. Sucedió en el Sumo Pontificado a San Dionisio. Fue Papa en tiempos del emperador Aureliano,  quien, aunque en los primeros años de su Imperio, por estar muy ocupado en grandes guerras, dejó vivir en paz a los cristianos; pero después que alcanzó ilustres victorias de sus enemigos y triunfó de ellos en Roma, movió persecución contra la Iglesia de Cristo, y fue la novena que ella padeció, y murieron muchos gloriosos Mártires del Señor y entre ellos el Santo Pontífice Félix I, después de haber ocupado la cátedra de Pedro por cinco años y algunos meses más.

 

Félix expidió un decreto por el cual las Misas debían celebrarse sobre las tumbas de los mártires ("Hic constituit supra memorias martyrum missas celebrare"). El autor de esta cita aludía evidentemente a la costumbre de celebrar el Santo Sacrificio en privado, en los altares cerca o sobre las tumbas de los mártires en las criptas de las catacumbas (missa ad corpus), mientras que la celebración solemne de los Sagrados Misterios siempre se realizó en las basílicas construidas sobre las catacumbas. Esta práctica, todavía en uso al final del siglo IV, aparentemente data del período cuando se construyeron en Roma las grandes basílicas sacramentales, y debe su origen a los solemnes servicios conmemorativos de los mártires, realizados en sus tumbas en el aniversario de su entierro, tan temprano como en el siglo III.

Félix ordenó que nadie  celebrara, sino sólo los sacerdotes; que la Misa no se pudía decir fuera del templo, ni en otro lugar, sin grandísima necesidad; lo cual establecieron también otros Papas y Concilios, juzgando ser menos inconveniente no oír Misa, que oírla en lugar profano e indecente.

 

Félix determinó que en caso de duda si alguna Iglesia estaba consagrada o no, que en tal duda se pudiese tornar a consagrar; pues no se puede decir que se torna a hacer lo que no se sabe de cierto haberse hecho una vez. Hizo decreto que se celebrasen Misas en honor y memoria de los Mártires, como hasta entonces se había usado en la Iglesia, aunque no había decretos de ello.

 

Alrededor de esta época llegó a Roma, dirigido al Papa Dionisio, el informe del Sínodo de Antioquía, el cual ese mismo año había depuesto al obispo local, Pablo de Samosata, por sus enseñanzas heréticas referentes a la doctrina de la Trinidad. Una carta, probablemente enviada por Félix a Oriente en respuesta al informe sinodal, que contenía la exposición de la doctrina de la Trinidad, fue, más tarde interpolada a favor de su secta por un seguidor de Apolinario que propagó el  apolinarianismo. Este documento apócrifo fue enviado al Concilio de Éfeso en 431. El fragmento conservado en las Actas del Concilio hace especial énfasis en la unidad e identidad del Hijo de Dios y el Hijo del Hombre en Jesucristo. El mismo fragmento presenta al Papa Félix como mártir; pero este detalle, no está apoyado por ninguna evidencia auténtica anterior y se debe a una confusión de nombres.

 

Su martirio fue en el año del Señor 274. Su cuerpo fue sepultado en la Vía Aurelia, dos millas de Roma, en un cementerio propio suyo, en donde él había hecho y consagrado un templo. Félix fue sepultado en la catacumba de san Calixto el 30 de diciembre de 274.

 

Eutiquiano nació en Luni. Fue elegido el 4  de enero de 275.

Eutiquiano ordenó que los mártires fuesen cubiertos por la "dalmática" parecida al manto de los Emperadores Romanos. Hoy día, constituye las vestiduras de los diáconos en las ceremonias solemnes.

Eutiquiano también Instituyó la bendición de la recolección de los campos.

 

Durante su pontificado la Iglesia, en el imperio de Probo, en fue objeto de muchas persecuciones y los mártires fueron muchísimos. Hombre sencillo y misericordioso, Eutiquiano se dio a la tarea de dar cristiana sepultura a multitud de cristianos que murieron martirizados por no negar su fe, recorriendo diversos sitios; en un mismo día dio sepultura a más de 300.

 

Eutiquiano fue enterrado en las catacumbas de San Calixto, siendo el último Papa allí sepultado.

 

 

 

TOMADO DE:

https://es.wikipedia.org/wiki/Eutiquiano

http://www.conoze.com/doc.php?doc=185

http://www.es.catholic.net/op/articulos/35708/eutiquiano-santo.html

ec.aciprensa.com/wiki/Papa_San_Félix_I

http://santoraltradicional.blogspot.mx/2012/05/san-felix-i-papa-y-martir.html

Iglesiaehistoria.com   |   Querétaro, México   |   2017

Todos los Derechos Reservados

Un Areópago del siglo XXI